Llámanos: Sede Principal.
(+54) 11 4815-4442

¿Cómo es un tratamiento de blanqueamiento interno?

Mecanismo de acción de los agentes blanqueantes

Si el oscurecimiento del diente se debe a la incorporación de pigmentos en la estructura dentaria, el mecanismo básico de los agentes blanqueantes sería la oxidación, o reducción de dichos pigmentos por ?fraccionamiento? de las cadenas moleculares en su configuración.

Durante mucho tiempo los agentes blanqueantes de elección han sido los peróxidos tanto para dientes vitales como no vitales. La concentración de peróxido usada y la combinación de peróxido con otras sustancias, variaban dependiendo el propósito de uso y de la técnica que se empleaba.

En manchas dentarias como por ejemplo las de dientes desvitalizados, el proceso de blanqueamiento es posible gracias a la permeabilidad que ofrece la estructura dentaria al peróxido de hidrógeno (H2O2), que tiene la capacidad de difundir a través de dicha estructura, produciendo o bien oxidación o reducción de las moléculas de tinción. En contacto con el tejido, la molécula de H2O2 se rompe y forma radicales libres de oxígeno y peridroxilo. Estos radicales libres altamente inestables pueden ?fracturar? pigmentos macromoleculares, reduciéndolos a moléculas cada vez más pequeñas hasta que, por difusión, estos pigmentos son eliminados totalmente.

El peróxido de hidrógeno es capaz de formar diferentes tipos de oxígeno activo, dependiendo de la temperatura, pH, luz y presencia de catalizadores. Hay que advertir que una elevación de 10° C en la temperatura ambiente dobla la velocidad de reacción y el proceso de blanqueamiento. El calor actúa como catalizador en la descomposición del agente blanqueante a productos oxidantes y aporta energía a la solución blanqueante, haciendo más fácil su difusión expansional a la estructura dentaria.

Debido a su naturaleza química inestable, los agentes blanqueantes tienen una vida media corta. Para asegurar un efecto máximo deben usarse productos frescos. Estos productos deben almacenarse a temperatura baja y preferiblemente en contenedores que no permitan pasar la luz. Se ha demostrado que una solución de H2O2 puede perder más del 50% de su poder oxidante en 6 meses.

Las técnicas actuales de blanqueamiento se basan en la utilización de dos productos:

  • peróxido de carbamida (en general para tratamientos ambulatorios).
  • peroxido de hidrógeno (básicamente para tratamientos en Clínica).

Estos productos son capaces (mediante la activación por calor y/o luz especial) de desprender moléculas de H²O² (peroxido de hidrogeno) que son capaces de ?filtrarse? a través del esmalte de los dientes por los túbulos dentinarios. Existen aproximadamente 15000 túbulos dentinarios/mm². Así, el tejido interno (dentina) que da color a los dientes, sufre un proceso de oxidación que se traduce en un blanqueamiento de los tejidos dentarios. Así pues, se trata de un blanqueamiento desde "dentro" del diente.

La intensidad de blanqueamiento dependerá de cada paciente, de su color particular que deberá ser estudiado por el especialista para determinar las expectativas del blanqueamiento.

Responden bien casi todos los dientes excepto aquellos con tinciones por tetraciclinas (colores marrones ó grises). Se recomienda el blanqueamiento ambulatorio por un período más largo que puede llegar a los tres ó seis meses. De esta forma se obtendrán blanqueamientos seguros y graduales aunque sigue resultando difícil realizar un pronóstico sobre el color final.

En un color tipo A 3.5 el blanqueamiento estimado es de unos 6 ó 7 tonos, hasta alcanzar el A1. Cada persona tiene su color específico, pudiendo equipararse al de la guía de colores odontológica y así hacer una estimación aproximada del resultado final tras el blanqueamiento.

Actualmente, se está ensayando el blanqueamiento mediante ozono. El proceso de blanqueamiento se realiza forzosamente en Clínica y el mecanismo de actuación es el mismo que el de los peróxidos citados, una oxidación de los tejidos dentarios internos mediante un aporte forzado de oxígeno a los dientes. Asimismo se esta investigando la posibilidad de utiizar la tetraciclina ingerida como agente vehículo para productos blanqueadores (dada la afinidad de este antibiótico con los tejidos dentarios).

Indicaciones del blanqueamiento vital

  • Envejecimiento
  • Hábitos (mate, te, vinos, bebidas con colorantes, cigarrillos, etc.)
  • Calcificación pulpar
  • Fluorosis
  • Tetraciclinas
  • Dentinogénesis imperfecta

Contraindicaciones específicas para el blanqueamiento vital

  • Dientes sensibles
  • Exposiciones destinarías
  • Exposiciones radiculares
  • Unión amelocementaria abierta (10% de la población)

Contraindicaciones generales para el blanqueamiento (vital ó no vital)

  • Traumatismos dentales
  • Reabsorción radicular
  • Defectos de desarrollo del esmalte
  • Pérdida importante del esmalte
  • Grietas ó fisuras
  • Caries
  • Fnfermedad periodontal sin tratar
  • Pigmentación provocada por corrosión de amalgamas (sólo saldrán quitándolas con una fresa)
  • Composites mal ajustados
  • Dientes con grandes restauraciones u obturaciones repetidas en el mismo diente
  • Dientes muy oscuros
  • Morfología dental anómala (su estructura interna puede ser rara)

Ante la posibilidad de que alguno de los dientes a tratar presente un proceso infeccioso apical, no hacer el blanqueamiento hasta que se haya resuelto este problema. Si obviamos esta advertencia podemos encontrarnos luego con problemas. 
Deberemos dejar transcurrir 1 mes desde el blanqueamiento para poder realizar composites en el paciente.


Si desea conocer mucho más acerca de este tratamiento, consulta a los expertos Dental Advance.

Llama a la sucursal de tu conveniencia:

Ciudad de Buenos Aires:

Sede Recoleta: (+54) 11 4815-4442

Ciudad de Misiones:

Sede Posadas: (+54) 037 6442-9305
Sede Puerto Rico: (+54) 037 4342-0863


Contáctenos